Algunas imágenes de este Blog, han sido sacadas de Internet.
Si alguien tiene derechos y quiere que no salgan en este espacio,
nos lo hacen saber y serán retiradas inmediatamente.

Tradicion Tolteca

El Camino del Guerrero Grupos de Práctica

La Tensegridad es un arte: el arte de adaptarse a la propia energía, a la energía de los demás y al entorno que nos rodea de tal manera, que este acto contribuya a la integridad de la totalidad que somos.

Ejecutar los pases mágicos de la Tensegridad individualmente y en grupo es una actividad asidua con el cuerpo, responsable de los numerosos cambios positivos que se producen en la personalidad. Estos cambios van precedidos generalmente de un entendimiento más profundo de uno mismo, tanto en función del pasado como en función del cuerpo.

La Tensegridad tiene como objetivo ayudar al individuo a recuperar las funciones fundamentales de respirar, moverse, sentir y expresarse a sí mismo; promoviendo dinámicamente la salud y su bienestar.

Cuando la Tensegridad se convierte en una parte natural de nuestra vida, quedamos sorprendidos por la gran cantidad adicional de energía que tenemos para realizar nuestras actividades de cada día.

¡Llámanos hoy mismo para informarte sin compromiso!


CENTRO FÉNIX DE NATUROPATÍA

México - Tels. 229 115 66 26 - 229 913 80 88

España - Tels. 680 53 75 56 - 965 78 63 38


viernes, 7 de marzo de 2014

Los Designios Inexplicables del Poder

El conocimiento y la sabiduría del México antiguo en los finales del segundo milenio y comienzos del tercero, emerge con una asombrosa fuerza telúrica, que derrumba las anquilosadas y burdas piedras de la ignorancia, con las que se quiso ocultar el luminoso conocimiento.
Desde tiempos inmemoriales, los antiguos chamanes crearon un cuerpo de conocimientos sobre la vida, el ser humano y el universo, tan asombrosos, tan científicos, tan sencillos y profundos que, permiten encontrar el sentido a la existencia de una manera nítida y práctica.

Los antiguos guerreros que habitaban en México en tiempos inmemoriales sabían, desde hace miles de años, que el mundo está compuesto de cargas energéticas. Que los seres humanos estamos compuestos de un cuerpo físico, que no es más que un conglomerado de átomos y moléculas; y de un cuerpo energético, que se integra en torno al cuerpo físico a un poco más de la distancia de los brazos extendidos, haciendo un especie de "esfera luminosa".
En este "recipiente" esta toda la energía que disponemos los seres humanos, desde que nacemos hasta el momento de la muerte. Sin embargo, el ser humano con su manera de vivir hace un uso inadecuado de toda su energía y esta se va acumulando y encostrando en los límites de la esfera luminosa. Con el pasar del tiempo, lo hábitos y la forma de vida de los seres humanos van transformando su energía haciendo una gruesa costra de energía sedimentada. Por ello cada vez disponemos de menor energía y "envejecemos". El cansancio y la falta de energía que se vive en la vejez, no es más que la acumulación y sedimentación de nuestra energía.

Los antiguos chamanes que vivieron en México en tiempos remotos desarrollaron una técnica para "remover" esta energía y volverla a distribuir por los centros de vitalidad del cuerpo para, de esta manera, mantenerlo en extraordinaria condición. También comprobaron que la redistribución de la energía dispersa les llevó fundamentalmente a poder percibir mayores campos energéticos del amplio espectro que existe en el universo.
Como todas las grandes y antiguas civilizaciones, los Toltecas buscaban la eternidad. La evasión a la inexorable muerte, los llevó por caminos indescriptibles e inimaginables.

Hoy en día y por algún designio inexplicable del "Poder", este milenario conocimiento, esta maravillosa sabiduría nuevamente está al alcance de los seres humanos comunes y corrientes.
Este se nos presenta hoy con lo que se ha dado en llamar "Los Pases Mágicos" de la Tensegridad. Una serie de movimientos físicos que agrupados en series, estimulan la energía "encostrada" en el "huevo luminoso" y permite re-usarla en nuestra vida cotidiana.
Esta técnica milenaria no es una disciplina deportiva, a la estética de la danza o relativa a las artes marciales; aunque en conjunto tiene movimientos parecidos a todas. Son, en cambio, una serie de movimientos suaves y enérgicos, que guiados por el "intento" (fuerza interior más allá de la razón que posibilita guiar nuestra voluntad), permiten que nuestro cuerpo físico "sacuda" a nuestro cuerpo luminoso y desprenda "las costras" energéticas que sea han ido sedimentando por nuestra equivocada forma de vida.

Hoy en día disponemos de esta técnica para restablecer nuestra escasa energía. La Tensegridad no es algo que se aprenda con la razón. Por el contrario, es el cuerpo y en especial, nuestro cuerpo energético quien recibe los beneficios de este conocimiento ancestral.
La Tensegridad es muy conocida y practicada en Estados Unidos, Europa, Rusia y Japón. La Tensegridad es el camino de conocimiento de los Guerreros Toltecas, de ayer y de hoy.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si necesitas ponerte en contacto con nosotros...
Utiliza nuestra dirección de correo electrónico, porque este formulario de comentarios No funciona.

Puedes escribirnos aquí: susurrosdelnagual@gmail.com
Gracias