Algunas imágenes de este Blog, han sido sacadas de Internet.
Si alguien tiene derechos y quiere que no salgan en este espacio,
nos lo hacen saber y serán retiradas inmediatamente.

Tradicion Tolteca

El Camino del Guerrero Grupos de Práctica

La Tensegridad es un arte: el arte de adaptarse a la propia energía, a la energía de los demás y al entorno que nos rodea de tal manera, que este acto contribuya a la integridad de la totalidad que somos.

Ejecutar los pases mágicos de la Tensegridad individualmente y en grupo es una actividad asidua con el cuerpo, responsable de los numerosos cambios positivos que se producen en la personalidad. Estos cambios van precedidos generalmente de un entendimiento más profundo de uno mismo, tanto en función del pasado como en función del cuerpo.

La Tensegridad tiene como objetivo ayudar al individuo a recuperar las funciones fundamentales de respirar, moverse, sentir y expresarse a sí mismo; promoviendo dinámicamente la salud y su bienestar.

Cuando la Tensegridad se convierte en una parte natural de nuestra vida, quedamos sorprendidos por la gran cantidad adicional de energía que tenemos para realizar nuestras actividades de cada día.

¡Llámanos hoy mismo para informarte sin compromiso!


CENTRO FÉNIX DE NATUROPATÍA

México - Tels. 229 115 66 26 - 229 913 80 88

España - Tels. 680 53 75 56 - 965 78 63 38


jueves, 7 de noviembre de 2013

Claves del Nagual

A fin de rescatar el ámbito del conocimiento puro salido de nuestros corazones, soñar un mundo nuevo y convertirlo en realidad, debemos despertar la magia dormida que todos llevamos dentro.

Lo que la sociedad considera realidad es la hipnosis del condicionamiento social, una invención artificial de la que todos, colectivamente, participamos. Es el melodrama de una existencia tediosa, poblada de obsesiones vulgares y de búsquedas banales en la que nuestro único destino es nacer, envejecer y morir.

Si nos percatáramos de esa realidad veríamos que las claves de la magia de la vida están en nuestra propia conciencia. La vida nos colma de maravillas cuando comenzamos a verla como expresión de lo eterno. La vida en sí misma es un milagro y si estamos aquí y ahora es por un milagro.

La inteligencia interna del cuerpo/mente humanos es el genio último y supremo, refleja la sabiduría del universo, una sabiduría en la que reside el poder de la transformación. La transformación nos da acceso a nuevas realidades, a nuevos mundos. En esa inmensa latitud donde se extiende la conciencia hay mundos infinitos que vienen y van, motas de polvo que bailan en un rayo de luz.
Mientras el nagual duerme en los rayos de luz, corresponde a nuestro destino interpretar una infinidad de personajes. En el drama de la vida nos cubrimos con máscaras sociales y es en este sacrificio del espíritu frente a la propia personalidad, donde nace el tiempo.

El espíritu no se ve nunca ensombrecido por la forma ni por el fenómeno. Y has de saber que para estar vivo de verdad, tienes que morir para el pasado en cualquier momento. Más allá del juicio y de la memoria, se extiende el océano de la conciencia universal. En un océano tan vasto como éste no somos más que insignificantes ondulaciones, sin acceso a la totalidad del conocimiento infinito.

La fuente de la vida que hay dentro de nosotros es el lugar al que debemos acudir una y otra vez para borrar las experiencias contaminantes a las que estamos sujetos y con las que nos enfrentamos cada día. Antes de encontrar al nagual has de transitar por oscuros caminos, recorrer secretos pasajes y poblar desvanes habitados por los fantasmas que viven en tu mente. Tienes que enfrentarte con tu enemigo natural número uno, el miedo. Todos lo llevamos dentro; somos un conglomerado de ambigüedades, una aglutinación de diferentes energías arquetípicas en las que coexiste lo sagrado y lo profano, lo divino y lo diabólico, el pecador y el santo.
Empieza por despellejar las capas de tu ser para descubrir en él lugares y tiempos remotos. Recuerda la sabiduría de lo impredecible e inseguro, a fin de escapar de la cárcel de lo desconocido. Descubre tu propio descontento y lo apreciarás porque, de no existir, no habría fuerza creadora. En la adversidad están las grandes oportunidades de evolución.

Son los tiempos de soñar y de escapar de los límites del tiempo, de descubrir la infinidad de versiones que hay de cada uno de los hechos que suceden y que cada una depende únicamente del observador.
Existimos simultáneamente en todos los tiempos; los caminos del tiempo, rectos y angostos, son hilos de una telaraña que se extiende hasta el infinito.
Cada acción refleja todas y cada una de las demás acciones; cuando vibra un electrón, todo el universo se estremece… Un solo gesto puede por sí solo conformar nuestras vidas o cambiar el curso de la historia.

La vida es mágica, misteriosa, maravillosa y milagrosa. Si pierdes la magia, perderás algo más valioso que la misma vida, ya que ésta se convertirá en algo aburrido y triste. Cuando hay destellos de algo maravilloso, quiere decir que hay un toque del nagual. La peor maldición que le puede caer a cualquiera es la inactividad, la existencia banal, la tranquila desesperación surgida de la necesidad de resignarse.

Presta atención, en cada paso del camino de tu vida, a las señales que te guiarán a través de los significados ocultos de los hechos de cada día; para discernir dentro del choque eterno entre el espíritu y el ego, lo que quieres ser y hacer. El espíritu está libre de cuidados, es despreocupado, rebosa de alegría y se ría continuamente. El ego es serio, arrogante y pendenciero. En uno hay paz, armonía y amor; en el otro miedo y hostilidad.

Explora la corte de los milagros y observa los guerreros poderosos que marchan a tu lado, porque podrían convertirse en nuestra única clave para encontrar la libertad.
Ha llegado el momento de honrar lo que hay de femenino en nosotros mismos, en nuestra especie y en nuestro mundo. La inteligencia femenina del universo nos va a ayudar a sanar la psicosis de la mente colectiva, porque lo femenino es nutritivo, contextual, parental, intuitivo y sabio.

Este es el mundo que soñamos convertir en realidad a través de la pureza de nuestros corazones. Trata de la masa crítica y de la conciencia coherente y colectiva, necesaria para provocar una fase de transición en nuestra civilización. Es el vuelo en las alas de la libertad.
Somos almas que vienen de lugares y tiempos antiguos. Ahora es el momento de olvidar la ambigüedad del ser humano y recordar que la vida es un horizonte abierto y que somos seres mágicos. Ahora son los tiempos en los que nos elevamos a un lugar privilegiado donde los actos cotidianos adquieren un significado mítico. Ahora es el momento de exaltar a la humanidad a este ascenso.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Si necesitas ponerte en contacto con nosotros...
Utiliza nuestra dirección de correo electrónico, porque este formulario de comentarios No funciona.

Puedes escribirnos aquí: susurrosdelnagual@gmail.com
Gracias